Nueva Carteya

QUÉ VER

nueva carteya we love montilla moriles

NUEVA CARTEYA

PAISAJES DE OLIVOS, ALTOS CERROS Y ARQUEOLOGÍA PARA EXPLORAR

 

A Nueva Carteya hay que ir con un espíritu de arqueólogo. No está su grandeza en las edificaciones más contemporáneas: el pueblo se funda en 1822 por el clérigo baenense D. Diego Carro, bajo el nombre de Aldea de San Juan independizándose así de Baena. Nueva Carteya más bien hay que entenderla como una fértil zona de restos arqueológicos y de olivares extensos.

Rodeada por altos cerros, este emplazamiento fue favorito de culturas como la Ibérica, la romana o la visigoda. De ahí que se hayan encontrado numerosos restos arqueológicos en los puntos más altos del pueblo, en la Plaza de Armas y El Higuerón, y que se conservan en el Museo Arqueológico de Córdoba, como sus tres afamados leones de piedra caliza.

Sus paisajes, un manto de olivos a sus pies, son espectaculares; hay callejuelas blancas repletas de flores que cuidan las vecinas, y en el paseo Fundador Diego Carro la gente se saluda y camina lentamente. Aquí la recolección de la aceituna es un ritual que prácticamente toca de alguna manera a todo el pueblo y su aceite de oliva virgen extra está entre los más codiciados de la provincia de Córdoba.

Mapa de los pueblos vinícolas de Córdoba Montilla Moriles